CÓMO MANTENER TUS HÁBITOS SALUDABLES Y EL PESO EN VACACIONES

Después de haber logrado adquirir hábitos saludables e incluso adelgazar en los últimos meses, llega el momento más temido para algunas: El mantenerlo.


“Ahora me voy de vacaciones al pueblo, que son las fiestas, y allí es comida familiar y con amigos día sí, y día también”.

“Yo me voy a un hotel de todo incluido y ahí es imposible no pasarse”

 “Me voy a Italia y allí es todo pizza, pasta…engordaré seguro”

“Son mis días libres de vacaciones y no pienso pensar en dieta, así que a la vuelta ya retomaré, las vacaciones son para disfrutar”


Efectivamente, las vacaciones están para disfrutarlas, para descansar, para estar con los seres queridos… Vamos, cómo digo siempre: “Para desconectar y conectar”.
Desconectar de las listas de tareas, de las prisas, los horarios, los móviles, etc. Y conectar contigo y con los tuyos.
Es el mejor momento para cuidarse. Disponemos de tiempo, estamos de buen humor, el estrés se reduce o incluso desaparece… ¡Es el momento de activar el modo auto-cuidado! 🙂

Operación Quererme

Después de esta breve reflexión, quiero compartir contigo 10 claves para mantener tus hábitos saludables y tu peso mientras disfrutas de las merecidas vacaciones:

10 CLAVES PARA CONTINUAR CON TUS HÁBITOS SALUDABLES EN VACACIONES

  • Mantén conectado el “modo auto-cuidado”.  Ten presente y lleva contigo la siguiente pregunta afirmación: “Esto me va a hacer sentir cómo me quiero sentir”.  Te ayudará a reflexionar y tomar decisiones o elegir desde otro punto de consciencia. Tanto a la hora de comer, beber o hacer.
  • Continúa con los hábitos de hacer todas las comidas principales (desayuno, comida y cena), no te saltes ninguna. Ni porque te levantes tarde, ni porque hayas quedado para tomar el pica pica, ni porque como has comido muchísimo ya no ceno. No vuelvas al metabolismo loco o más loco 🙂
  • Incluye verduras en todas las comidas principales (ensalada, verduras a la brasa, cremas calientes o frías…). Si vas al restaurante y en el plato elegido incluye patatas fritas baraja la opción de sustituir por alguna verdura. Eso sí, si aparece un pensamiento tipo: “Ostras, es que me apetecen patatas”, bla bla bla, ¡elige las patatas!
  • Ingiere fruta a diario, ya sea la pieza entera, troceada en un yogur o en batido con leche o bebida vegetal (arroz, avena, coco…).
  • Hidrátate con agua mineral o bebidas naturales. Por ejemplo: agua con hielo, limón y menta, o infusión/té con hielo…
  • Si tienes rituales en tu día a día, continúa con ellos también en vacaciones.
  • Muévete, camina a paso ligero esos 15-30 minutos al día. Recuerda: lo que puede parecer poco, es mucho, porque es más que no hacer nada 😉
  • Disfruta de la comida con todos tus sentidos: vista, sabores, olores, combinaciones…
  • Guarda la báscula. ¿Para qué pesarse en los días festivos? La báscula lo único que puede conseguir es condicionar tu estado emocional- Y los días libres son para disfrutar, eso sí, con el “modo auto-cuidado” activado.
  • Mantén un estado psico-emocional positivo y alegre, “lleno” de risas y de amor… No llenes tu alegría comiendo.

Comer es un placer, y es importante disfrutar de la comida siempre, tanto cuando estamos de día festivo como en nuestro día a día.

Si tras esta lectura, te surgen dudas para poder gestionar mejor tus hábitos en vacaciones, puedes escribirme un comentario aquí abajo, o un mensaje a través de Instagram.

Ahora sí, ¡a disfrutar de las vacaciones!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

QUIZÁ TE INTERESA LEER…

MiActitudEsBelleza
mujeres emprendedoras