Entradas

¿Cuántas veces vas a comer o cenar al restaurante y pides lo que otros días de la semana crees que “no debes” comer porque total, por un día no pasa nada, diciendo o pensando “mañana ya me portaré bien”?, pero luego reduces la cena o incluso no cenas pensando “así compenso“.